2 mar. 2011

Que esta noche ha vuelto el verano por Madrid

Que esta noche ha vuelto el verano por Madrid y estamos con los corazones abiertos de par en par y por la calle todos en camiseta y brazos al aire. Barbitas bien afeitadas y calzoncillos nuevos que la ciudad está llena de extranjeros. Y está claro, esta noche está muy claro, que no nos hemos olvidado cuanto amor nos cabe de una sola vez y cuanta sal queda en un beso robado a un desconocido.

Si te dejas entrar te cuento un secreto: aquí todos buscamos la Tour Eiffel. Y en el corazón más hondo y negro de Malasaña parece (que no ¡es cierto esta noche!), oír a Edith Piaf cantar “Les amants d'un jour”. Y estas callecitas que bajan y suben sin parar no nos llevarán a Montmartre aunque lo parezca ¿sabes? Por eso hay bares por cada rincones: para olvidarnos de lo que no encontramos jamás (que sea el amor o el trabajo o el coraje de irse). Pero dentro de poco un chino te ofrecerá una cerveza, un maricón sacará sus plumas y un borracho llorará hasta agotar su dolor.
Allez venez! Milord, que te voy a dedicar esta ciudad antes de que un alemán intente ser bohemio.
Et prenez bien vos aises vos peines sur mon coeur Milord
, que te cuento las tertulias de esos rincones.
Vous asseoir à ma table Milord que te invito al ultimo trago y luego, si te animas, vamos a la cama (que quiero enseñarte a qué sabe tu olvido). Aquí todos buscamos lo que no está.
Y si las estrellas te parecen demasiado cercanas no te asustes, es que... sé besar muy bien.

Antonino Pingue © 2011 Todos los derechos reservados

No hay comentarios:

Publicar un comentario